Omicrono, la tecnología de El Español

Aunque en un primer momento  por la denominación  cualquiera podría pensar que son lo mismo, la enfermedad del sueño y la narcolepsia no son ni por asomo la misma enfermedad.

Para empezar, la Narcolepsia. El llamado Síndrome de Gelineau o epilepsia del sueño  es debido a algún tipo de defecto neurológico, pues la causa real aun hoy en día se desconoce. Ni es una enfermedad mental, ni está causada por ningún tipo de ansiedad. Suele ser hereditaria, y su prevalencia hoy en día es muy baja. Los expertos dicen que la narcolepsia puede estar producida por una reducción de la proteína hipocretina, fabricada en el cerebro. Desgraciadamente, la causa de la disminución de esta proteína se desconoce.

La narcolepsia, sí es realmente un trastorno, por el cual los individuos que lo sufren tienen períodos de somnolencia extrema cada 3 o 4 horas durante el día, en los cuales sienten un impulso irresistible de dormir durante periodos de 10-15 minutos de media. La mayoría de los ataques duran apenas 30 segundos y pueden pasarse por alto.

También se sufre parálisis del sueño (incapacidad de moverse al despertar) y cataplejía (pérdida repentina del tono muscular estando despierto, producida por emociones fuertes como la risa o la ira).

Por otro lado, la Enfermedad del Sueño o Tripanosomiasis Africana está causada por la ya conocida mosca tse-tse, que actúa como vector o transportador de un parasito, el Trypanosoma brucei (en sus dos variantes, T.brucei gambiense y T.brucei rhodesiense).  Este protozoo, después de ser inyectado, se multiplica en los tejidos subcutáneos y posteriormente pasa a la circulación sanguínea y linfática, afectando incluso al sistema nervioso central después de atravesar la barrera hematoencefálica. Sus síntomas son primero, hiperactividad, para pasar posteriormente a letargia, temblores, meningoencefalitis, convulsiones, hemiplejia (parálisis motora de media parte del cuerpo), incontinencia… para acabar finalmente en coma e incluso muerte (o “sueño eterno”).

Como veis, las apariencias engañan, sobretodo en medicina y en los nombres de las enfermedades, pues el único sueño de la Enfermedad del Sueño es, como ya he dicho, la muerte o sueño eterno, aunque esto solo pasa si no tratamos la enfermedad en su debido momento.

Te puede interesar
1 de 1