Omicrono, la tecnología de El Español

Los tatuajes temporales biométricos son sencillos, baratos y no intrusivos, el biowearable se abre camino.

A estas alturas no nos cabe duda de que los biowearables pronto formarán parte de la historia de los wearables, y no precisamente porque estén de capa caída, sino todo lo contrario. Si bien la tecnología está irrumpiendo en el mundo del tatuaje de manera significativa, como esta impresora 3D para tatuar, no es sino el concepto de biowearable el que mejor parece estar calando.

Los tatuajes temporales biométricos es una tecnología de muy fácil acceso y que parece poder despegar en cualquier momento, y sino, que se lo pregunten a la comunidad de biohackers

¿Es el biowearable el nuevo wearable?

La compañía Chaotic Moon, con sede en Texas (EEUU), está desarrollando unos tatuajes a partir de pintura conductiva para crear circuitos temporales sobre la piel y recoger información biométrica del cuerpo. El prototipo actual cuenta con la capacidad de monitorizar factores como la temperatura corporal y el nivel de estrés acorde a la sudoración, así como el ritmo cardíaco o el nivel de deshidratación, y transmitir toda esta información vía Bluetooth a un smartphone cercano. Tal y como lo hace la tecnología biométrica de las pulseras y smartwatches, pero de forma más económica y temporal.

Tatuajes temporales biométricos

En relación a las posibilidades que ofrece esta tecnología, Ben Lamm, CEO de Chaotic Moon, apunta al gran impacto que podría tener en medicina, el campo militar o incluso sencillamente rastrear la posición de tus hijos en un parque de atracciones, gracias a su carácter temporal o desechable. “Los TECH TATS” como les gusta llamarlos, “son una plataforma no invasiva que básicamente convierte el cuerpo humano en un gran circuito“, afirma Lamm.

Ya os hablamos de este proyecto hace un par de meses, cuando la University of Texas at Austin buscaba formas de abaratar esta tecnología, algo que parecen haber conseguido gracias a, entre otros factores, la tinta conductiva removible. Según afirman desde Chaotic Moon, ya están en conversaciones con varios partners de los que podría salir más de alguna interesante colaboración.

¿Son realmente los tatuajes temporales biométricos la máxima expresión del wearable? Aún no estamos muy seguros al respecto, pero lo que está claro es que tarde o temprano tendrán una influencia importante en la tecnología wearable.

Vía | TechCrunch

18 de 19