Omicrono, la tecnología de El Español

Así es como puedes recuperar un Word dañado por medio de Google Docs.

Lo típico: has acabado un Word con cientos de páginas y cientos de horas de trabajo y al pasarlo a un pendrive para imprimirlo o para presentarlo ves que algo ha salido mal y que el documento está dañado o corrupto. Este problema, a no ser que tengamos el archivo madre sin ningún error, será muy complicado de solucionar. Pero por suerte hay soluciones.

Hay muchos programas de recuperación, incluso el propio Microsoft Word tiene una herramienta para ello, pero no siempre funciona. De ser así, hay un truco muy bueno, y es usar Google Docs, el programa ofimático de la gran G.

Google Docs es tu amigo

Puede parecer una tontería, pero con Google Docs tenemos muchas posibilidades de recuperar un fichero de Word corrupto. La explicación es muy sencilla: los ficheros Word y los ficheros de Docs, a pesar de ser compatibles, no comparten el 100% del código XML. Esto puede ser un problema porque perdemos el formato, o al menos parte de él, pero es ideal para eliminar (casi) cualquier error.

¿Entonces qué tengo que hacer? Abrimos Gooogle Drive, subimos el .doc o .docx corrupto y lo abrimos. Es en ese momento cuando los servidores de Google procesarán el contenido y los errores desaparecerán. Una vez hayamos comprobado que está todo correcto, lo descargamos en modo PDF. Este último paso es muy importante, pues si lo volvemos a descargar en formato .doc o .docx el error seguirá ahí.

Una vez tengamos el PDF de vuelta en nuestro ordenador, tan solo tenemos que convertirlo a documento mediante algún programa o web y listo. Otra opción es tratar de abrir el PDF con Word, que poder se puede. Hacemos click derecho sobre el fichero y seleccionamos Abrir con.

Lo más probable es que tengamos que volver a rehacer todo lo que es diseño y formato, pues con los cambios que hemos hecho estará todo trastocado. Pero al fin y al cabo es mejor perder el diseño que usábamos a perder cientos de páginas de trabajo.

  • bichomen

    No hace falta descargarlo en PDF, copias el contenido a un nuevo Word y punto…

  • Marta Cantamisa

    SI, vamos, ahora el pájaro este hace milagros. Qué curioso, el mío no lo ha recuperado.

3 de 5