El taxi volador eléctrico y autónomo con el que Airbus quiere surcar el cielo

El taxi volador eléctrico y autónomo con el que Airbus quiere surcar el cielo

CityAirbus es el taxi volador eléctrico y autónomo de Airbus. Está planeado que sea lanzado para finales del año que viene. Te lo contamos.
En:

CityAirbus es el taxi autónomo y eléctrico de la francesa Airbus.

Airbus quería lanzar el taxi autónomo volador para 2017 y parece que no va a ser posible, pues el primer vuelo real se retrasará hasta finales de 2018. Si todo sale tal y como estaba previsto, el taxi volador, una vez entre en marcha, estará gestionado por Uber, tal y como confirmó la propia compañía hace justo un año.

No se trata de ‘Project Vahana’, sino de CityAirbus. Vahana, en cambio, es una aeronave eléctrica y para un solo pasajero. En este otro caso, es como un coche personal y privado, no un servicio de taxis voladores.

El taxi autónomo eléctrico es la solución que están planteando muchas compañías como solución para descongestionar el tráfico en ciudades grandes y para hacer descender la contaminación, pues se trata de un vehículo eléctrico y no de combustión. Generalmente están diseñados para trayectos de media hora como máximo, pues es lo que suele durar la batería.

El taxi volador, cada vez más cerca

Las primeras pruebas serán realizadas en la primera mitad del año que viene. Pero no será un taxi autónomo desde el principio, sino que este momento llegará en 2023, cuando hayan terminado de desarrollar el sistema autónomo. Desde 2018 y hasta la fecha señalada, por lo tanto, el taxi será conducido por una persona, lo que le hace mucho menos atractivo.

Inicialmente, el concepto se asemejaba mucho a una mezcla entre un coche y un avión (como uno de los coches voladores de las películas futuristas, pero con hélices), pero finalmente tendrá una estética mucho más parecida a un drone cuadrúpedo.

Usa 4 motores Siemens de 100 KW

También tiene 4 baterías, una por cada hélice. Cada una de ellas tiene una capacidad de 140 kW, lo que proporciona una autonomía de 15 escasos minutos. Está preparado para volar a una velocidad crucero de 120 km/h.

Es capaz de despegar y aterrizar verticalmente, lo que facilita la entrada y salida de muchos lugares de dificultoso acceso. En cuanto al espacio, permite transportar a más gente que el resto de taxis voladores autónomos que he hemos visto hasta ahora (generalmente caben 2 personas): puede con hasta 4 personas.

Por que sí, efectivamente hay otras firmas que también han o están desarrollando un taxi volador autónomo: Volocopter, por ejemplo, está financiado por la matriz de Mercedez-Benz y ya ha sido probado en Dubai. Es capaz de viajar durante media hora a una velocidad crucero de 100 km/h.

Otro de los proyectos más conocidos y avanzados es Passenger Drone, algo más parecido a un helicóptero pero también eléctrico. En este caso la autonomía es de 32 kilómetros y una velocidad punta de 80 km/h como máximo.