Una chapa inteligente con pantalla AMOLED que puede reproducir GIFs animados

Una chapa inteligente con pantalla AMOLED que puede reproducir GIFs animados

Esta chapa tiene un componente electrónico: tiene Bluetooth, pantalla, y es capaz de reproducir imágenes.

Las chapas se usan comúnmente para dar publicidad a algo: una idea, un partido político, una campaña de movilización, o lo que sea. También se usan con motivos estéticos, para vestir. En cualquiera de los casos, ¿por qué mostrar una sola imagen? Eso es lo que han debido pensar los creadores de esta chapa electrónica con una pantalla integrada.

Tal cual lo oyes: una chapa, como las de toda la vida, pero con una pequeña pantalla AMOLED en la que podemos cargar imágenes GIF. Puede parecer una chapa normal (solamente se diferencia con una estándar en el tamaño, pues puede ser algo más gruesa), pero en cuanto a funcionalidades no es lo mismo: podemos precargar imágenes animadas (GIF) para que el contenido que se muestra por pantalla vaya cambiando.

La chapa se controla mediante una aplicación móvil (disponible tanto en Android como en iOS) y se conecta al smartphonetablet mediante Bluetooth, como si fuera una pulsera inteligente o un smartwatch.

Con Bluetooth y capaz de reproducir GIF

Pero no es lo único que hacen estas modernas chapas: también tienen un ‘botón del pánico’ que, si es pulsado durante más de 10 segundos, enviará tu ubicación a 4 contactos escogidos previamente como precaución (por ejemplo, si hemos sufrido o sabemos que vamos a sufrir una agresión), para que alguien pueda conocer tu ubicación.

Además, la tecnología que yace en su interior no es nada rudimentaria: también tenemos sensores ambientales para analizar la luz que hay y en función de este parámetro aumentar o disminuir el brillo de la imagen mostrada, como mismo hace nuestro teléfono móvil. La pantalla es de resolución 400 x 400 píxeles de 24 bits y gracias a la tecnología AMOLED es capaz de mostrar millones de colores.

En total, puede almacenar hasta 100 ‘beams’, es decir, hasta 100 imágenes. No obstante, este cálculo debe ser aproximado, pues dependerá, en cada caso, de la calidad de cada una de las imágenes almacenadas.

En cuanto a la sujeción, no usa imperdibles, como es común en este tipo de chapas. Se usa una carcasa con imanes para no dañar la ropa. Se pone un imán por detrás de la camisa, otro por delante, y la chapa, que cuenta con otro imán, se atrae al que está por fuera de la chaqueta.

Está disponible únicamente en dos colores: negro y blanco. Por último, su precio: 99 dólares (unos 84 euros al cambio). Del total, 3 dólares (unos 2,5 euros) irán destinados a obras de caridad; podemos elegir tres destinatarios: Amnistía Internacional (para proteger los Derechos Humanos); we.org (Free The Childrens); y charity: water (dedicada a proveer agua limpia y segura a países en desarrollo).

Beam Authentic: la chapa electrónica con pantalla