Omicrono, la tecnología de El Español

Omicrono

En:

Durante los últimos años, una de las cosas de las que más se ha hablado ha sido del calendario Maya. Al parecer, según los recientes descubrimientos que se habían llevado a cabo, uno de los más famosos calendarios de la civilización Maya llegaba a su fin durante el 21 de Diciembre de 2012, lo que hizo que enseguida fuese uno de los temas más hablados.

En primer lugar, debemos tener claro que los Mayas eran unos excelentes astrólogos, y que creaban sus propios calendarios teniendo en cuenta diferentes aspectos de los planetas y las estrellas. Sin embargo, en estos calendarios plasmaban diferentes ciclos de tiempo.

Concretamente, los Mayas utilizaban nombres específicos para designar estos periodos, teniendo en cuenta un sistema vigesimal modificado gracias al cual contaban días. La unidad básica de medición era denominada kin, y constaba de un ciclo o día solar. De esta forma, designaban nuevos ciclos, teniendo en cuenta los días que contenían cada uno de ellos.

A continuación tenéis una lista mejor explicada con las distintas equivalencias:

  • 1 kin correspondía a 1 día.
  • 1 uinal correspondía a 20 días, y a su vez tenía 20 kines.
  • 1 tun correspondía a 360 días, y a su vez tenía 18 uinales.
  • 1 katún correspondía a 7.200 días, y a su vez tenía 20 tunes, o 360 uinales.
  • 1 baktún correspondía a 144.000 días, y a su vez tenía 7.200 uinales, 400 tunes o 20 katunes.

Una de las formas más sencillas que se utilizaba para calcular los calendarios Maya era gracias a números separados por puntos. Es decir, si veíamos el número 1.2.3.4.5, significa que teníamos 1 baktún, 2 katunes, 3 tunes, 4 uinales y 5 kines. El resultado, en días, se obtiene multiplicando la cifra por su valor correspondiente, teniendo en cuenta los números de la lista anterior. En este caso, la suma se haría de la siguiente forma: (1 * 144.000) + (2 * 7.200) + (3 * 360) + (4 * 20) + (5 * 1). El resultado es de 159.565 días.

 

También existen términos para designar periodos de tiempo más largos, como el piktún, el kalabtún, el kinchinltún, y el alautún. 20 baktunes formarían un piktún de, aproximadamente, 7.890 años, y 20 piktunes formarían un kalabtún de 57.600.000 kines, es decir, 157.810 años.

Ahora debemos tener en cuenta la época en la que comenzaba el conocido calendario Maya. Según el arqueólogo John Eric Sidney Thompson, el número Maya 0.0.0.0.0 equivale al día Juliano 584.283, es decir, el día 11 de Agosto del año 3114 a.C.. Este número es el que podría ser considerado como la constante de correlación del calendario Maya, en los calendarios Juliano y Gregoriano, utilizándose en los algoritmos de conversión de fechas desde el calendario Maya a los otros dos que hemos comentado con anterioridad, y al revés.

No hay que olvidar que las cifras en kines de los ciclos se pueden reducir al número 9. Por ejemplo, si sumamos los dígitos de 360, es decir, 3 + 6 + 0, el resultado es 9. Lo mismo sucede con el número 144.000, es decir, 1 + 4 + 4 + 0 + 0 + 0 es igual a 9. Lo mismo sucede con los otros valores de medición. Esto es así porque el número 9 es la base de la cosmología Maya, y de su concepción del tiempo, además de representar a los Nueve Señores del Tiempo de su mitología. Tampoco debemos olvidar que es el número de escalones del Templo de las Inscripciones, lugar en el que reside la tumba del rey Maya, Pacal Votan.

El motivo de que el 21 de Diciembre sea un día tan importante, es porque ayer fue el día que terminó el calendario de la Cuenta Larga, el cual contiene 5 capas cíclicas que miden el tiempo, expresado de formas diferentes. Tiene una capa de 13 baktunes, una de 260 katunes, una de 5.200 tunes, y una de 7.200 tzolkines. También existe otro ciclo, denominado Ahau, que contiene 13 katunes, y el cual abarca 256,27 años terrestres. La Cuenta Larga también se compone de 20 Ahaus.

La gran pregunta que nos hacemos es, ¿Por qué el día 21 de Diciembre de 2012 tiene tanta importancia? Todo se reduce al sistema de medición de los Mayas. Es decir, ayer fue cuando terminó el baktún 13, el cual daba comienzo el 13 de Agosto de 3114 a.C., siendo hoy el comienzo de un nuevo ciclo.

El sistema de medición de días que tenía la civilización Maya ha dado lugar a muchos significados, pero el fin del baktún 13 es, simplemente, el fin de un ciclo y el comienzo de otro.

Vía | Wikipedia
Foto | Wikimedia