Omicrono, la tecnología de El Español

Omicrono

En:

Betelgeuse es una estrella roja, pero no una cualquiera. Desde nuestra posición en el Universo la vemos situada en la constelación de Orión, y es la novena estrella más brillante de nuestro cielo nocturno debido a su tamaño y luminosidad.

La imagen que podéis ver encabezando este artículo está tomada por el observatorio espacial Herschel, una misión de la Agencia Espacial Europea con colaboración de la NASA. En ella podemos ver a la nombrada Betelgeuse, que está a unos 643 años luz de nuestro planeta, que para que os hagáis a la idea sería un 6 con 15 ceros a la derecha si lo medimos en kilómetros.

A la izquierda podemos ver una franja, que casi con total seguridad se trata de una masa de polvo estelar gigante. Tened en cuenta que Betelgeuse tiene un radio unas 1000 veces superior a la Tierra, que son 695.000 Kilómetros, por lo que haceros a la idea de las impresionantes dimensiones de la línea lateral.

Esta masa de polvo amenaza con colisionar en un futuro próximo con Betelgeuse. Cuando hablamos de que queda poco en tiempo estelar estamos hablando de unos 5.000 años, pudiendo pasar hasta 12.500 para que esta se produzca por completo. Hay que tener en cuenta que cuando hablamos del Universo las cosas ocurren con paciencia, al menos desde un punto de vista humano.

Un vez la estrella colisione por completo con la gigantesca masa de polvo estelar se producirá una explosión en forma de supernova que seguro será expectacular. Una lástima que no estemos aquí para verlo. Además hay que tener en cuenta que, como Betelgeuse está a 643 años luz de la Tierra, desde que se produzca la explosión hasta que la veamos aquí tendrán que pasar esos 643 años.

vía | NASA