Omicrono, la tecnología de El Español

Omicrono

No es la primera vez que hablamos aquí del Research Lab de Microsoft. Una especie de laboratorio de genios donde se ingenian auténticas maravillas. Hemos visto desde cómo desarrollan hologramas que se pueden manipular con las manos, han creado el sistema operativo para casas (HomeOS) o sistemas de reconocimiento de gestos para guiar aviones que desarrollaron junto al MIT. Como podéis ver es un laboratorio puntero en innovación.

Y con motivo de la semana Techfest que celebra la marca de Redmond, hemos podido acercarnos un poquito más al futuro con algunos vídeos de los nuevos proyectos en los que trabaja el laboratorio de genios de Microsoft. Alguno ya lo hemos comentado por aquí, otros son una verdadera pasada pero lo que está claro es que las grandes empresas tecnológicas que tienen en este tipo de laboratorios de investigación una fuente vital de ideas y de innovación.

Viral Search:

Ya hablamos esta semana de Viralsearch, y resulta muy curioso su funcionamiento y la teoría.

Sketchinsight

Sketchinsight es una nueva manera de representar la información en presentaciones. Hacerlo de forma más interactiva y combinando diferentes fuentes en una pizarra virtual. Muy curioso y algo con bastante futuro.

Enseñando a Kinect a reconocer tus manos

Un vídeo nos muestra los avances en conseguir que Kinect para Windows reconozca los gestos que hacemos únicamente con las manos.

Bodyavatar: Creando avatares 3D con tu cuerpo

Una aplicación que junto con Kinect (como no) nos permite crear avatares usando nuestro cuerpo y nuestra imaginación.

Como veis estos son sólo algunos de los ejemplos de los proyectos en los que trabaja este laboratorio, que tiene a unas 600 personas trabajando e investigando en nuevas formas y utilidades para sacar provecho a la tecnología en todo tipo de ámbitos, no sólo el doméstico. Un auténtico gustazo poder ver los proyectos y observar cómo es posible sacarle partido a accesorios que nos parecen tan simples (en apariencia) como Kinect o como una idea puede evolucionar.

Via The Next Web