Omicrono, la tecnología de El Español

Omicrono

La compañía de seguridad online Lookout, conocida por sus soluciones para dispositivos móviles, ha descubierto recientemente una vulnerabilidad de Google Glass que permitiría a los hackers usar códigos QR para tomar el control del dispositivo remotamente.

La vulnerabilidad en cuestión ya ha sido solucionada por Google, lo que ha permitido a los chicos de Lookout sacar a relucir su ingenio mostrándonos en qué consistía el exploit. El escaneo de un código QR malicioso, hacía posible forzar al dispositivo para conectarse a una red Wi-Fi, la cual podría permitir tomar el control de Glass para recopilar información del usuario. Esto, combinado con una vulnerabilidad web de Android 4.0.4, haría posible el control completo del dispositivo por parte de cualquier hacker. Una serie de factores un tanto extremos pero que bien podrían llegar a darse en alguna situación.

Este procedimiento era posible hasta el pasado 4 de junio, día en que Google liberó oficialmente la versión XE6 del software de Glass. Esta versión deshabilitó la funcionalidad que permitía a Glass escanear automáticamente los códigos QR que se encontrasen en cualquier foto tomada con la cámara integrada del dispositivo. Parece que Google sigue estando atenta a cualquier consejo que llegue de manos de futuros partners para Glass, y Lookout se alegra de ello.

Un nuevo dispositivo con infinitas posibilidades y una innovadora interfaz, que pronto hará las delicias de los usuarios más exigentes, no sin arriesgarse a los peligros del early adopter. Y es que nos guste o no, Glass pronto pasará a ser un dispositivo que no dejará indiferente a nadie, visto desde cualquier lado del gadget.

Vía | Lookout