Omicrono, la tecnología de El Español

Omicrono

En:

Las impresoras 3D han estado, casi desde su inicio, rodeadas de un poco de polémica. La principal razón eran los manuales que podíamos y podemos encontrar en Internet, y que nos servirán para imprimir objetos de diferentes tipos. Y es ahí donde queremos pararnos. Hace varias semanas, se anunciaba que se había logrado imprimir el primer rifle en 3D. Una novedad muy interesante que ha hecho que nos demos cuenta de la importancia de este tipo de aparatos. No obstante, también debemos saber una cosa: ¡El objeto puede disparar!

Llenemos el tema de más polémica. En un principio, la impresión nos permitía tener un rifle, pero con las funciones limitadas. Tenemos que leer entre líneas, ya que esto significa que no podíamos hacer algunas cosas con ella. Entonces, ¿qué es lo que ha sucedido? Algo muy sencillo. Su creador ha actualizado el diseño, y le ha dado la posibilidad de disparar un total de hasta 14 tiros.

No hace falta pensar mucho para saber que esta creación podría ser peligrosa. Es decir, cualquiera puede descargar los planos e imprimir el objeto. También es cierto que el invento no es perfecto y tiene algunos fallos, lo que hace que no sea una buena opción si se quiere un arma potente y fiable. En todo caso, es un objeto con el que deberemos tener cuidado.

No vamos a entrar en más detalles, pero sí nos gustaría decir que esta creación supone, aparte de un paso hacia adelante de las impresiones en 3D, un punto negativo que podría poner este tipo de inventos en el punto de mira. Quizá sea la hora de ser responsables y poner una pequeña limitación en los planos que podemos descargar. Es algo que algunos gobiernos ya están planteándose, aunque cabe la duda de su efectividad.

Consideramos que un rifle es un instrumento peligroso, aún más si tenemos en cuenta que tenemos la facilidad de imprimirlo en casa. Y vosotros, ¿qué pensáis sobre el tema?

Vía | The Verge