Omicrono, la tecnología de El Español

Omicrono

TOR ha demostrado ser una auténtica molestia para organizaciones y gobiernos que quieren controlar qué partes de Internet visitamos; de ahí que sea objetivo constante de ataques y que su código esté constantemente bajo lupa. Curiosamente, Rusia ha optado por una opción bastante directa: ofrecer recompensas para el que consiga crackear TOR para obtener información de los usuarios de su red. También es llamativo que solo empresas dentro de la lista blanca del gobierno ruso para trabajar en proyectos secretos puedan aplicar a la oferta, lo que apunta a un uso político de posibles vulnerabilidades descubiertas. La recompensa es de casi cuatro millones de rublos, que al cambio son unos 111.000 dólares o unos 83.000€.

Rusia va a por TOR

Rusia es un país que ha vivido muchas polémicas en los últimos años relacionadas con la persecución de ideas políticas, así como el tratamiento a homosexuales; por su parte los perseguidos han empezado a usar software que garantice el anonimato en Internet, y TOR es uno de estos programas. Por eso el FSB (sucesor del KGB) ha pedido en varias ocasiones a los legisladores rusos que prohíban su uso; sin embargo, esta oferta para crackear TOR no viene del FSB sino del ministerio del Interior, por lo que puede que el objetivo no sea la represión política.

En vez de eso el líder del Partido Pirata ruso, Stanislav Sharikov cree que el objetivo es la pornografía infantil que abunda en ciertos lugares de la red TOR; eso no quita que si finalmente se encontrase una vulnerabilidad esta pueda ser aprovechada con otros fines. Al fin y al cabo, este mismo discurso es el que EEUU repite para justificar sus propios ataques a nodos de la red TOR, pero en realidad las principales detenciones realizadas hasta ahora se basan en cargos de tráfico de drogas.

Fuente | Global Voice