Omicrono, la tecnología de El Español

Omicrono

Probamos los condones del futuro: análisis y experiencia con los Lelo Hex

Probamos los condones del futuro: análisis y experiencia con los Lelo Hex

Los Preservativos Lelo Hex han nacido para revolucionar el mercado inspirándose en el grafeno. Pero, ¿podrán conseguirlo realmente?

Este año, y gracias a una campaña de Indiegogo, los novedosos preservativos Lelo Hex se han hecho realidad.

Probablemente algunos os preguntaréis qué tienen de especial estos preservativos. Pues bien, a pesar de no ser preservativos de grafeno (algo que esperemos no tarde mucho en hacerse realidad), los preservativos Lelo Hex basan su estructura en este novedoso material al estar dispuestos en forma de celdillas hexagonales con el objetivo de ser más resistentes.

En muy poco tiempo, los preservativos Lelo Hex fueron capaces de obtener la financiación necesaria para poder desarrollarse, rompiendo todas las expectativas. En el momento de escribir estas letras, la financiación supera los 400.000 dólares, más de un 3000% de lo necesario. Hoy, tenemos la suerte de compartir nuestra experiencia con vosotros tras usarlos.

Cómo son los preservativos Lelo Hex

preservativos_lelo_hex

Como ya os contamos en su día, los preservativos Lelo Hex están compuestos por 350 celdillas hexagonales, con el objetivo de imitar la disposición molecular del grafeno y de otras estructuras resistentes de la naturaleza (como los panales de abeja). Esto les otorga, según la empresa de juguetes sexuales Lelo, mayor fuerza y resistencia que los preservativos de toda la vida.

Por otro lado, y gracias a esta peculiar estructura, los preservativos Lelo Hex usan una superficie de latex muy fina de tan solo 0,055 mm. Os aseguraría sin temor a equivocarme que son los preservativos más finos jamás creados, pero a pesar de intentar comparar datos con otras marcas conocidas, la verdad es que no hay datos con los que comparar.

Finalmente, Lelo asegura que también han sacado cierta inspiración de los neumáticos de Fórmula 1, para evitar así los deslizamientos típicos del uso de preservativos.

Experiencia de uso con los preservativos Lelo Hex

preservativo_abierto

La caja de los preservativos Lelo Hex, al menos la que contiene 3 unidades de estos novedosos preservativos, es muy similar a la que podamos observar en otras marcas. Podríamos destacar subjetivamente el color, pues en su caso no intentan llamar la atención con colores brillantes y llamativos, sino con una simple combinación de letras y dibujos plateados sobre un fondo blanco que, realmente, queda bastante bien.

Una vez abrimos el preservativo, se puede ver perfectamente la estructura de la que hacen gala los preservativos Lelo Hex: El panal de abeja, por todas partes (una vez puesto es imperceptible, eso sí). Realmente es tan fino como afirma la empresa Lelo, sin tener nada que envidiar a las grandes marcas más conocidas. Como diría Ned Flanders, es “como si no llevases nada“, aunque sigue siendo una estructura de latex que está ahí, pero extremadamente fino. De hecho, da la sensación de romperse con facilidad.

preservativo_estructura

Sin embargo, como había que probar si realmente esto puede suceder, hemos sometido a un par de pruebas a los preservativos. Por un lado, lo más típico: Intentar pinchar el preservativo con una aguja. Me ha dejado bastante sorprendido por dos cosas; en primer lugar, porque ha sido necesario apretar mucho más de lo esperado para llegar a que el preservativo se pinchase y, por otro lado, porque tras conseguir clavar la aguja el preservativo, no se ha notado para nada, no se ha deshinchado, sorprendentemente.

preservativo_pinchado_2

Por último, ha tenido lugar la “prueba de fuego” y nunca mejor dicho: Tras intentar quemar literalmente los preservativo Lelo Hex, finalmente se ha formado un pequeño agujero a causa del calor (no olvidemos que, al fin y al cabo, es latex). Pero, eso sí, cabe destacar que ha costado más tiempo del esperado, igual que con la aguja.

preservativo_fuego

Conclusión

Como conclusión final, hay que admitir que tras este contacto estoy bastante de acuerdo con lo que prometen los preservativos Lelo Hex: Son extremadamente finos, y también muy resistentes. Su estructura no está reñida con que hagan perfectamente su trabajo, e incluso tras ser sometidos a diferentes pruebas, aguantan sin despeinarse.

Además, todo sea dicho, la estructura en panal de abeja es bastante llamativa. Sin embargo, no debemos olvidar que es latex, con todo lo que eso conlleva. Aunque estén inspirados en el conocido grafeno, por el momento debemos seguir esperando a futuros preservativos hechos realmente con ese material.

Puedes comprar los condones Lelo Lex en su web