Omicrono, la tecnología de El Español

Omicrono

Las corrientes submarinas, la próxima energía renovable que dará que hablar

Las corrientes submarinas, la próxima energía renovable que dará que hablar

StreamCube es un dispositivo que permite aprovechar las corrientes submarinas para generar energía no contaminante.

Una empresa alemana quiere aprovechar, de una vez por todas, la energía de las corrientes submarinas.

La energía verde es aún una de las asignaturas pendientes de muchos países. Existen muchas alternativas a las plantas nucleares y a la combustión, pero muchos países, dentro de los cuales está incluido España, no han apostado aún por un cambio energético hacia lo verde.

Una de las grandes y más famosas alternativas a la combustión y a la energía nuclear es la energía solar: el Sol es ‘inagotable’, disfrutamos de él incluso hasta 11 horas al día (y según donde estemos incluso más) y lo mejor de todo, es una fuente relativamente barata (una vez se ha alcanzado rentabilizar la inversión inicial) .

Pero también hay otras fuentes de energía renovables: el viento, el calor producido por géiseres, la hidráulica y otras muchas menos conocidas, como la energía unidmotriz (que aprovecha las olas) y la que aprovecha las corrientes marinas. Esta última es aún una fuente de energía desconocida, pero alguien ya ha creado una máquina que es capaz de aprovecharla.

También tenemos otras totalmente desconocidas pero que a su vez están basadas en otras como la solar: la energía termosolar de concentración (CSP por sus siglas en inglés), donde se usan torres ‘solares’ que concentran la luz en una superficie muy pequeña mediante lentes y reflectores.

StreamCube, la solución para las corrientes marinas

Concretamente una de esas fuentes de energía alternativas tiene mucho potencial, y no se está aprovechando: la energía cinética producida por las corrientes marinas. Actualmente sí que se aprovecha la energía de las olas, o se está comenzado a aprovechar, pero no la energía de las corrientes submarinas.

Dos terceras partes de la superficie de la Tierra está cubierta por agua. Por ello, una gran lista de corrientes marinas están funcionando en todo momento a velocidades realmente grandes. Si las corrientes están en todas partes, son muy potentes y constantes, ¿por qué no usarlas a nuestro favor?

Hay muchas fuentes de energía hábiles que no estamos aprovechando, o no al menos adecuadamente

Pero la industria del aprovechamiento de la energía cinética de las corrientes submarinas aún no ha despegado no porque no sea buena idea, sino porque aún no hay ningún diseño de generador que sea realmente eficiente. La empresa alemana REAC Energy GmbH quiere cambiar eso con su módulo StreamCube.

REAC ha presentado un modelo de generador submarino modular, por lo que puede usarse para corrientes más o menos grandes. Tan solo bastaría con aumentar el número de módulos para ajustarse a las corrientes.

Los ejes de los rotores están colocados en posición vertical y las cuchillas ajustan de manera automática a su posición angular con respecto al rotor. La inclinación de las cuchillas cambia a merced del flujo. Cada uno de los módulos tiene un largo de unos 6 metros y una altura de 2,6 metros por 2,4 metros de ancho.

StreamCube, todo un éxito

En las pruebas realizadas, StreamCube ha mostrado ser todo un éxito. Cada módulo es capaz de funcionar con una velocidad escasa de 1 metros por segundo, y es capaz de generar unos 6 KWh.

Se probó en las Islas Orcadas, al norte de Escocia, donde obtuvieron muy buenos resultados. En tal ubicación, las corrientes de mareas naturales son numerosas y ello lo han convertido en un punto muy interesante para probar este tipo de dispositivos. La firma detalla que el dispositivo tiene un bajo costo, es transportable fácilmente y apenas tiene impacto en el medio ambiente, otra de las cuestiones también muy importantes.