Cómo recuperar el botón de hibernar del menú de Windows 10

Cómo recuperar el botón de hibernar del menú de Windows 10

Recuperar el botón de hibernar en Windows 10 es muy sencillo. Hace unas pocas versiones despareció, pero podemos hacer que vuelva a aparecer.
En:

Desde el menú de Windows 10 no podemos hibernar el ordenador; simplemente podemos apagarlo, suspenderlo o reiniciarlo. En otras versiones sí que podíamos, pero la opción se ha perdido de los ajustes de apagado.

Debido a que ha desaparecido, hay gente incluso que piensa que hibernar y suspender es lo mismo, pero, en verdad, son dos configuraciones muy diferentes, aunque ambos sirven para detener la actividad del ordenador mientras no lo usemos. Es decir, son métodos para poner ‘en pausa’ nuestro ordenador, pudiendo reanudar lo que dejamos abierto cuando queramos.

La opción de suspender lo que hace es que almacenar la información de los programas ejecutados en la RAM. De esta forma, se sigue manteniendo un flujo de energía en la RAM, que es un componente volátil (se pierde la información almacenada si no le proporcionas corriente), al mismo tiempo que se ahorra energía, puesto que el resto de componentes están apagados. Por supuesto, al encender de nuevo el ordenador todo estará donde lo dejamos.

Hibernar, en cambio, es un método muy parecido, pero donde no se almacena la información en la RAM, sino en el disco duro. Las contraindicaciones de la suspensión son obvias: si se corta la luz u ocurre cualquier problema, todo el proceso se perderá debido a la volatilidad de la RAM. Tampoco se consume energía alguna, puesto que el ordenador queda completamente apagado (eso sí, al encender, es un poco más lento).

Cómo añadir la opción de hibernar al menú de Windows 10

Como decimos, esta opción sigue estando en Windows 10 (llegó al sistema operativo de Microsoft en Windows 7); no obstante, desde Windows 8.1 desapareció de menú de apagado (al que podemos acceder desde el orbe de Windows). Pero podemos volver a recuperarla, y eso es lo que haremos.

Será una configuración por usuario, por lo que no afecta al sistema por completo. Es decir, si lo configuramos de esta manera en un usuario, en el resto de ellos seguirá como antes.

En este caso, no podremos hacerlo desde Configuración, el panel de control de Windows 10, sino que tendremos que hacerlo desde Panel de Control, el análogo que lleva con nosotros desde hace muchas versiones. Podemos abrirlo desde el buscador de Windows o pulsando la combinación de teclas Windows + R y escribiendo “control”.

Una vez en él, entramos al apartado de Hardware y sonido y luego a Opciones de energía. A la izquierda tendremos en menú, y el primer elemento, Elegir el comportamiento de los botones de inicio/apagado, es a la que tendremos que acceder.

Ahí encontraremos los ajustes, aunque estarán en gris y tendremos que pulsar sobre Cambiar la configuración actualmente no disponible. El ajuste estará accesible y podremos marcar la casilla Hibernar que vendrá, por supuesto, desactivada. Guardaremos los cambios e inmediatamente después podremos usar este ‘nuevo’ botón; ni siquiera será necesario reiniciar el ordenador para que se apliquen los cambios.

  • Curioso aunque a mi me parece que hay algo que no está bien claro, porque en donde vivo, como trabajo constantemente con la pc, en lugar de apagar, lo que hago es suspender. En muchas ocasiones mientras mi pc está suspendida se ha cortado la luz, sin embargo por algun razon que yo aun desconozco o al menos consideraba “normal”, al volver la luz, mi pc reanudaba como si estuviera suspendida, aunque tarda un poco más pero mis cosas seguían estando allí. Todo lo que tenía abierto también.

    Quizás microsoft unificó de alguna forma esa función, por eso la retiro dentro de las opciones. Bueno al menos eso me hace pensar porque es lo que me ocurre.

    • Creo recordar que el modo suspensión de Windows 10 es realmente una suspensión mixta (que, si se puede, se usa la RAM, y si no, tira del archivo local), pero la experiencia me dice que no es así en todos los casos. Estaría interesante echarle un ojo y comprobar cuándo.