Omicrono, la tecnología de El Español

Omicrono

SEGA anuncia la Mega Drive Mini: la consola retro vuelve 30 años después

SEGA anuncia la Mega Drive Mini: la consola retro vuelve 30 años después

La nueva SEGA Mega Drive Mini ha sido presentada oficialmente por la firma nipona. Te contamos los detalles.

La firma de videojuegos nipona Sega ha anunciado la nueva Mega Drive Mini (Genesis Mini, como la conocerían en algunos países) en el salón Sega Fes 2018, celebrado hace tan solo unas horas. La videoconsola retro llega tras 30 años del lanzamiento de la Mega Drive original, en octubre de 1988. La consola, igual que ha ocurrido con el relanzamiento de productos retro por parte de Nintendo (como la SNES Mini), vendrá cargada de los juegos más clásicos (Sonic debe ser un título original).

La fecha de presentación se desconoce, igual que muchos de los detalles (prácticamente, todos). No obstante, con motivo del 30 aniversario, podemos prever que la fecha escogida será la misma (o muy próxima) que la de la consola original, a finales de octubre de este mismo año.

La nostalgia vende, y Nintendo lo ha demostrado

Lo que sabemos, en concreto, es lo poco que han mostrado: su nombre (que en principio no es definitivo, por lo que cambiaría, según el Twitter de SEGA Japón), su aspecto (exactamente igual que la versión original, pero más pequeña) y además montará un procesador réplica de 16 bits. De esto suponemos también que probablemente monte el mismo controlador, pero actualizado a la tecnología de hoy.

La consola más conocida de Sega vuelve 30 años después

La consola llega probablemente por dos motivos: Nintendo está demostrando que lo retro mola (y vende); además, se puede aprovechar el tirón producido por la consola no oficial presentada por AtGames, la Sega Mega Drive Flashback HD, una réplica actual no oficial de la consola original.

El único medio de la firma que se ha hecho eco por el momento es la cuenta de Twitter de japón, mientras que el Twitter europeo aún no se ha hecho eco del nuevo producto, lo que podría indicar que no está dirigida al público europeo; algo que, por otra parte, sería poco probable.