Omicrono, la tecnología de El Español

Omicrono

Análisis de los LG Tone Ultra HBS-820S: auriculares con los que puedes conducir

Análisis de los LG Tone Ultra HBS-820S: auriculares con los que puedes conducir

Hemos tenido la oportunidad de probar los auriculares LG Tone Ultra HBS-820S, unos auriculares con los que se puede conducir por raro que parezca.

El mercado de los auriculares ofrece un gran abanico de opciones a un público cada vez más exigente; sin embargo, pocos se acuerdan de los conductores. Como estaréis pensando, está prohibido ponerse auriculares en la oreja mientras se conduce, pero, hay alternativas interesantes.

Imagina unos auriculares que sirvan para escuchar música en tu rutina y al mismo tiempo para mantener una llamada por teléfono en el coche sin que estés cometiendo una ilegalidad. Los LG Tone Ultra HBS-820S son capaces de eso y mucho más. Te comentamos lo que nos han parecido estos peculiares auriculares.

Diseño elegante y práctico

Los Tone Ultra de LG son unos “neckbuds” o auriculares de cuello que llaman la atención por ser más gruesos de lo normal en su tipología; aunque, es un tamaño justificado debido a que incorporan altavoz (de lo que hablaremos más adelante). Estos auriculares están disponibles en tan solo dos colores: negro y blanco.

No es un producto que destaque por su belleza; pero, sí tienen un aspecto sencillo y elegante. El dispositivo tiene unas dimensiones de 15.5 x 16.7 x 1.7 centímetros y un peso de 49.5 gramos. En este sentido, hay que recalcar que son muy ligeros pese a que su apariencia pueda decir lo contrario.

El diseño se caracteriza por una serie de botones laterales, en algunos casos deslizables. En la parte derecha nos encontramos con uno que cambia el sonido de auriculares a altavoz y viceversa; otro deslizable que sirve para pasar de canción; y el último, para pausar o reproducir. Cerca de estos botones y debajo del logo de LG se encuentra el altavoz externo.

Respecto al lateral izquierdo, en la parte interior está el botón de encender y apagar; mientras que, en el exterior hay uno deslizable para subir o bajar el volumen, otro para coger las llamadas y un puerto microUSB. En este mismo lado se encuentran los micrófonos MEMS DUALES.

Auriculares retráctiles

Uno de los aspectos más llamativos de los LG Tone Ultra es que cuentan con auriculares retráctiles. Éstos están metidos hacia dentro, por lo que es necesario tirar de ellos y estirar el cable retráctil para ajustarlo a la medida que nos encaje mejor. Para que vuelvan a su forma inicial basta con tirar de ellos rápidamente hacia fuera, tal y como se hacía con las antiguas cintas métricas.

Estos auriculares in-ear de silicona también incluyen dos recambios de mayor y menor tamaño que los que van montados para facilitar la adaptación a cualquier tipo de oreja.

La comodidad es un aspecto de especial relevancia en el caso de los auriculares. Hay que tener en cuenta que lo normal es llevarlos puestos durante largos períodos de tiempo. Los Tone Ultra son muy cómodos; aunque, la apariencia pueda indicar lo contrario.

Pese a parecer bastante aparatosos, son muy ligeros, sus 49.5 gramos recaen en el cuello. El que sean retráctiles también facilita la elección de una postura cómoda acorde con las características corporales de cada uno.

La autonomía del dispositivo alcanza hasta 11,5 horas reproduciendo música y hasta 14,5 horas en conversación. Cifras que garantizan no tener que cargarlo cada día, lo que resulta molesto y en una peor experiencia de usuario. De este modo, si usas los auriculares durante un par de horas al día te durarán casi toda la semana. La carga se efectúa mediante un puerto MicroUSB.

Sonido decente, pero sin gran potencia

Los Tone Ultra emplean sonido JBL Signature Sound, lo que garantiza un sonido de calidad. En este sentido, los auriculares ofrecen unos graves precisos y puros; aunque, su potencia es limitada.

El uso de la silicona en unos in-ear ofrece una cancelación de ruido pasiva que logra aislarnos de algunos sonidos del exterior. Este aspecto resulta muy positivo; pero, quizás haya usuarios que prefieran una mayor potencia, de la que carecen estos auriculares. Eso sí, hay que tener en cuenta su precio y su punto fuerte, el altavoz, del que hablaremos a continuación.

Auriculares con los que se puede conducir

Si por algo destacan los Tone Ultra es por su altavoz mono externo. Para pasar del modo auricular al modo altavoz basta con pulsar un botón que se encuentra en el lado derecho. Puede parecer algo sin trascendencia; sin embargo, es el único dispositivo del mercado certificado por la DGT como compatible con la conducción.

De este modo, es posible utilizar estos auriculares Bluetooth para atender llamadas telefónicas mientras estamos al volante sin cometer temeridades. El altavoz ofrece un sonido de calidad y una potencia que sorprende positivamente. Es complicado que un altavoz pequeño ofrezca un sonido potente y LG lo ha conseguido.

Los Tone Ultra incorporan unos micrófonos MEMS DUALES que permiten que la otra persona nos escuche con suficiente claridad pese a estar rodeados de ruidos, como en la calle o dentro del coche.

Ideales para runners o conductores

Como es lógico, las características del dispositivo no están enfocadas a cualquier uso. No son los auriculares indicados para aquellos que quieran escuchar música diariamente ni para los amantes de la potencia.

En cambio, sí que son recomendables para runners por su comodidad. Lo mismo ocurre con los conductores, que agradecerán poder usar un dispositivo de estas características sin ser multados por ello. Es posible encontrar este modelo en concreto por unos 100 €, por lo que pueden ser una buena alternativa para conductores.

Consigue aquí los LG Tone Ultra HBS-820S