Omicrono, la tecnología de El Español

Omicrono

La pieza impresa en 3D más grande utilizada en un coche

La pieza impresa en 3D más grande utilizada en un coche

Ford ha creado una pieza 3D para el último proyecto de Ken Block, una camioneta de locura que revela el futuro de la fabricación de coches.

Hasta hace unos años, la impresión 3D parecía sacada de una película de ciencia ficción. Ahora, dicha tecnología comienza a ser más reconocible por cualquier ciudadano. Investigadores y fabricantes trabajan incansables para crear diferentes objetos con impresión 3D.

A día de hoy, ya hay mobiliario urbano construido mediante impresión 3D, en China se han aventurado a crear incluso un puente. Hoy venimos a contaros una nueva hazaña tecnológica relativa al sector de la automoción. Hablamos de la pieza impresa en 3D más grande utilizada jamás en un coche.

La pieza impresa en 3D más grande en un coche

El equipo de Ford Performance y el Instituto de Producción de Aditivos Digitales de RWTH Aaachen (Alemania) han trabajado conjuntamente para dar a luz la pieza. La parte fabricada con impresión 3D ha sido el colector de admisión. Ésta es de aluminio y pasa a convertirse en la pieza más grande empleada en la historia del automóvil creada con la técnica de impresión 3D.

Ford Performance

El colector cumple la función de suministrar el aire desde los turbocompresores hasta los cilindros del motor. Los ingenieros realizaron diferentes pruebas de rendimiento para determinar el diseño final de la pieza. El colector pesa cerca de 6 kilogramos y tardó en construirse 5 días.

El Hoonitruck de Ken Block

El vehículo que ha tenido la suerte de integrar esta pieza ha sido el Hoonitruck de Ken Block, el conocido piloto de acrobacias. Hablamos de un Ford F-150 de 1977, protagonista del último vídeo de Gymkhanas del piloto. Dicho vehículo incorpora un motor biturbo V6 EcoBoost de 3.5 litros, con el que alcanza los 900 caballos de potencia.

Block relata que el colector es su parte favorita del pick-up. El afamado piloto parece tremendamente orgulloso de dicha pieza y alaba el trabajo realizado por el equipo de ingenieros para llevar a cabo la construcción de la pieza.

Ford Performance

La impresión 3D está empezando a ser utilizada con más frecuencia en el sector del automóvil debido a la libertad a la hora de realizar diseños; además de lograr mejorar el rendimiento de las piezas y reducir su peso. Como es obvio, también destaca por la disminución de trabajo al no necesitar de herramientas para ello.

Así, es posible fabricar diferentes partes de un coche de manera más veloz y económica. En este sentido, la impresión 3D tiene potencial suficiente como para acaparar el futuro de la producción en un gran abanico de sectores.

Foto destacada: Ford Performance