Omicrono, la tecnología de El Español

Omicrono

El robot que usa tecnología de coches autónomos para ayudar en la fábrica de Ford en Valencia

El robot que usa tecnología de coches autónomos para ayudar en la fábrica de Ford en Valencia

Ford ha desarrollado un robot autónomo para fábricas, una demostración de su tecnología autónoma que ya se usa en su planta de Valencia.

El desarrollo de coches autónomos es importante, no solo para mejorar la seguridad o la comodidad en la carretera; los avances que se consigan en este desarrollo tienen otras aplicaciones, cuyo efecto vamos a notar en los próximos años. De hecho, ya hay fabricantes que están aprovechando la misma tecnología autónoma de sus coches en otros desarrollos.

Ford es una de estas compañías, después de crear Survival, un robot autónomo diseñado para la planta de la compañía en Valencia. Es fruto de la aplicación de la tecnología autónoma que Ford está desarrollando para sus coches, aplicada a un entorno industrial. Survival es un robot autopropulsado, capaz de recorrer el interior de la fábrica como si llevase trabajando ahí toda su vida.

Lo interesante, por supuesto, es que en realidad ha sido capaz de adaptarse a este nuevo entorno, analizándolo con sus sensores y llegando a conclusiones. Por supuesto, ya existen muchos robots para fábricas capaces de moverse de un lado a otro; pero esos modelos suelen usar un mapa preinstalado o alguna ayuda, como guías en el suelo.

Un robot autónomo para fábricas

robot autónomo para fábricas

En cambio, Survival es capaz de adaptarse al entorno que le rodea, pensando nuevas rutas dependiendo de la situación. Su función es de transporte, especialmente de piezas de repuesto entre las diferentes partes de la planta. Por lo tanto debe saber cómo llegar a cada sección de la manera más eficiente y rápida posible; para ello, es capaz de aprender por si solo todo el mapa de la planta. Pero también debe tener la capacidad de reaccionar y tomar otra decisión si la idea original no es posible, como por ejemplo, esquivando obstáculos o cambiando su ruta. Incluso puede decidir que lo mejor es esperar un poco a que se solucione el atasco, por ejemplo si se encuentra a un trabajador.

Survival obtuvo su nombre precisamente por su capacidad de “adaptarse y sobrevivir”. Y es gracias a esto que está siendo una buena ayuda para los operarios en la producción de algunos de los modelos que salen de esta fábrica, como el Kuga o el S-MAX. Un detalle interesante es que Ford afirma que este robot no sustituye a un trabajador humano; es sólo una ayuda para que los operarios puedan dedicar su tiempo a otras cosas más importantes y no a mover piezas de un lado a otro.

Esta aclaración es comprensible, ya que hay mucho miedo a que un robot nos quite el puesto de trabajo; pero otra corriente de pensamiento afirma que estos robots pueden servir para facilitar el trabajo, no para apropiarse de él.